30 septiembre 2006

La "propiedad" de la información

La consultoría tiene la gran ventaja que te relacionas con multitud de personas, y eso te enriquece. Pero, en ocasiones, encuentras actitudes contradictorias con tu forma de enfocar las cosas.

En la reunión de esta semana, teníamos una reunión para preparar un plan de integración entre diferentes sistemas. Habíamos preparado con el departamento correspondiente las necesidades de datos de un sistema core para la organización. Ese sistema debe proveernos de diferentes datos, para alimentar los procesos que nuestro sistema desarrolla y poder darle finalmente algunos datos calculados. Sin embargo, la gente de Sistemas es reticente a dar más información que la que ellos entienden como neceseria. Cuando me dijeron que esos datos eran "propiedad de Sistemas", yo pregunté incrédulo: Pero, ¿ esos datos no son de la organización ? No supieron qué contestar.

¿ Por qué motivo cada persona se cree "dueña" de la información ? ¿ Quién es Sistemas para evaluar y preguntar para qué se necesitan esos datos (siendo datos que parecen en otros sistemas, además) ? Y dejando a un lado la cuestión no resuelta de la propiedad de los datos, ¿ qué empuja a un departamento/área/persona a no querer soltar lastre y dar información al resto de unidades funcionales ?

Se habla del flujo de información entre departamentos como muestra de la salud organizativa. Igual es una ingenuidad, pero no entiendo cómo no se promueve la integración y la cohesión entre departamentos en el desarrollo de las actividades relacionadas con la gestión de procesos conjuntos. Porque os podéis imaginar las dificultades, incoherencias y retrasos que suponen la actual situación para el departamento solicitante en unos procesos que deberían estar automatizados.

Es algo parecido a lo que comentamos en "Nature apuesta por los blogs": tendemos a ser seres propietarios, a delimitar qué información ofrecemos a los demás (y para qué). Cada vez estoy más convencido del planteamiento de información 100% abierta de Julen.

,

6 comentarios:

Julen dijo...

De mi experiencia en consultoría y también en los años que he trabajado dentro de la empresa, créeme que son muchos los casos en que observo una tremenda desconfianza entre los departamentos de sistemas y el resto de áreas. Supongo que son muy susceptibles ante posibles problemas derivados de usuarios que no meten la pata. Es el concepto de "usuario, potencial enemigo".
Me parece un tema complicado porque culturalmente lo veo bastante instaurado.

IGRES dijo...

Estoy de acuerdo con Julen, pero añadiría que hay muchas personas y también departamentos, aparte de los de sistemas, que consideran la información como poder, es “SU” información, y en el momento que esa información es distribuida creen perder ese poder.

Entendiendo poder como sentirse imprescindible dentro del grupo o empresa.

Esta forma de actuar dificulta y retrasa mucho tanto la labor dentro de la propia empresa como de los consultores y agentes externos.

Telémaco dijo...

También estoy de acuerdo con Julen, el departamento de sistemas suele tener una especie de "complejo de superioridad". (Lo sé de primera mano, yo he sido muchos años uno de ellos)

Se consideran los brujos, los druidas, de la actualidad, que manejan una información necesaria pero incomprensible para el resto de la humanidad. Y además de considerar a los usuarios incapaces e indignos, difícilmente están dispuestos a perder su status quo compartiendo su "tesoro".

Sin embargo creo que tiene razón igres, y esa actitud no es en absoluto exclusiva del departamento de sistemas, es una actitud bastante usual en todos los departamentos de muchas empresas. En mi opinión la causa es la forma en que están estructuradas las empresas de forma horizontal, unido a la forma en que la dirección marca objetivos y mide resultados de forma local a los departamentos.

Nestic dijo...

Buf, habría mucho de lo que hablar. Por supuesto que la información es poder y sistemas se dedica a gestionar información.

Sin embargo a ningún perro viejo se le escapa el peligro de la información en manos de consultores y departamentos no versados en la materia pero con la soberbia, la necesidad, la búsqueda de oportunidades de progresar o sencillamente la astucia o el aburrimiento suficiente como para "exigir" planes, tareas y plazos que sistemas debe cumplir o la incompetencia de crear problemas que los curritos de sistemas tienen que solucionar a base de horas extras no remuneradas, de desprecios de la gente del negocio...

Un consejo para algunos casos: involucra a la gente de sistemas, consigue que no se queden fuera. Luego serán ellos los que mantendrán la aplicación y los que te echarán mierda encima o los que validarán tu trabajo.

nestic dijo...

Buf, habría mucho de lo que hablar. Por supuesto que la información es poder y sistemas se dedica a gestionar información.

Sin embargo a ningún perro viejo se le escapa el peligro de la información en manos de consultores y departamentos no versados en la materia pero con la soberbia, la necesidad, la búsqueda de oportunidades de progresar o sencillamente la astucia o el aburrimiento suficiente como para "exigir" planes, tareas y plazos que sistemas debe cumplir o la incompetencia de crear problemas que los curritos de sistemas solucionan a base de horas extras no remuneradas y a veces a base de comerse desprecios por parte del negocio.

A veces es buena idea involucrar a sistemas para que luego no te boicoteen.

Anónimo dijo...

Eso pasa siempre !
m ; )